Contacto
Iniciar Sesión Registrarse Mi Perfil Mis ordenes Mis Pagos

Qué necesitas para convertirte en un líder inspirador

Descubre cómo encontrar tu estilo personal de liderazgo desarrollando algunas habilidades y herramientas para inspirar a tu grupo de trabajo y obtener lo mejor de cada uno de sus miembros. |

Qué necesitas para convertirte en un líder inspirador

¡Conviértete en un líder inspirador! Pensando en ti como emprendedor, compilamos una completa lista de habilidades y herramientas que necesitarás si deseas potenciar tu gestión para tener seguidores y no empleados. Podrás encontrar el equilibrio entre tus rasgos de personalidad y las actitudes que debes tener para motivar e inspirar a tu equipo. Una de tus misiones es estimular el crecimiento personal de los integrantes del grupo de trabajo y generar cambios, asumir una actitud positiva y promover la honestidad, serán algunas de las herramientas que tendrás a tu alcance para cambiar la dinámica de trabajo de tu empresa.

En nuestro artículo líderes inspiradores que crean súper empresas, describimos en detalle todo lo que caracteriza a los líderes y su conducta, así como el modo en que operan los principios del liderazgo de grupos y la responsabilidad que conlleva el poder que otorga asumir ese rol. Una vez que conoces toda esa información es el momento de comenzar a entender qué necesitas para ser un líder inspirador.

Los líderes inspiradores se hacen y se construyen a partir del desarrollo de ciertas herramientas y habilidades que te permitirán movilizar a tu grupo de trabajo de manera efectiva, apuntando a objetivos comunes y aprovechando al máximo las particularidades de tu recurso humano.

Probablemente haya dentro de ti un líder inspirador, solo debes cultivarlo y reconocer la fuente de tu poder personal, que es la materia prima de tu estilo de liderazgo. La gerencia de la nueva era requiere un nivel de adaptabilidad organizacional mucho más ágil y versátil que en épocas pasadas; dado que muchas tareas repetitivas han sido reemplazadas por software, el punto clave del recurso humano de hoy radica en capacidades y características relacionadas más con la calidad humana que con las proficiencias específica, y es el liderazgo inteligente el que logra obtener lo mejor de cada equipo de trabajo.

Habilidades y herramientas para ser un líder inspirador

La inspiración está considerada la cualidad más potente para el liderazgo con el mejor índice de predicción de la efectividad, es también la más valorada en supervisores o jefes y el elemento que incrementa en mayor medida el compromiso y la satisfacción de los empleados, según John H. Zenger, Joseph R. Folkman y Scott K. Edinger, en su libro El líder inspirador .

Pero el estilo de liderazgo es personal, cada quién debe encontrar el suyo, pues se logra a través del desarrollo de herramientas en función de las habilidades personales, adicionando factores inspiracionales y motivacionales que complementen la conformación de un líder inspirador. He acá algunas herramientas y habilidades que puedes tomar en cuenta para encontrar un equilibrio entre tu yo personal y el liderazgo:

Comparte tu visión

Tu visión se convierte en un objetivo compartido por el grupo cuando eres capaz de comunicarla de manera clara e inspiradora para que ellos estén dispuestos a apoyarte, reforzando que sus esfuerzos y tareas individuales contribuirán alcanzar esa meta en conjunto. Transmite la relevancia de cada tarea en la totalidad del proyecto de tu empresa.

Apunta a resultados

Plantea los objetivos del grupo de forma ambiciosa desde diversos enfoques que incluyan tu total compromiso con el proyecto y el de todos los miembros del grupo. Sé proactivo, ten iniciativa, valora tus logros y reconoce los de cada persona del grupo, basado en una escala de estándares de excelencia para medir los progresos, sin perder de vista el objetivo principal.

Genera cambios

Establece una visión motivadora para lograr los objetivos de la empresa o emprendimiento a largo y mediano plazo. Asume la importancia de generar cambios orientados a las mejoras del grupo y toma los riesgos que implican los objetivos ambiciosos.

Sé auténtico

No temas mostrar tu lado humano porque será un factor que contribuirá a fortalecer la confianza. Todos tenemos debilidades, problemas y errores, no somos perfectos. Da el ejemplo de cómo sobrellevarlo.

Promueve la honestidad y la integridad

Trabajar en base a estos valores, de manera que definan tus procedimientos con un sentido ético y auto conocimiento, genera confianza en las otras personas del grupo y enaltece la inteligencia emocional ante las adversidades. Hacer las cosas bien y en consonancia con lo que se exige a los demás, siempre será el origen del respeto.

Sé humilde

Ten la capacidad de reconocer que tanto tú como todos los miembros de tu equipo aún tienen cosas por aprender para mejorar, reconociendo con humildad todos los logros que obtengan. Demuestra siempre voluntad y curiosidad por aprender cosas nuevas e inspira a los demás a hacer lo mismo, dando la oportunidad de que crezcan juntos, porque un líder crece cuando su equipo crece.

Establece responsabilidades

Desafía las capacidades de los miembros de tu equipo y las tuyas,confía en ellos y respáldalos a través del camino, toma medidas correctivas ante los errores o faltas y reconoce los éxitos más que las fallas. No utilices el miedo y el autoritarismo como método de presión, involucra a cada uno en el objetivo y corrige con inteligencia. Aprende de tus fracasos y errores, activa la resiliencia para que ellos hagan lo mismo e incluso comparte el liderazgo en proyectos específicos.

Utiliza la voz de mando

La voz de mando no significa gritar, ni ser autoritario, se trata de impostar la voz con serenidad y controlando las emociones para expresar de forma CLARA, breve y coherente las instrucciones necesarias, manteniendo siempre en cuenta el objetivo principal y el respeto a las ideas de tu equipo de trabajo.

Desarrolla la comunicación y relaciones interpersonales

Una comunicación empática, abierta y eficaz con los miembros del grupo contribuye a la creación de conexiones emocionales y de un clima de cooperación entre ellos. Mantén el contacto profesional y personal con cada uno de ellos basado en el interés sincero, recuerda siempre que son personas, no máquinas a tu servicio. Conviértete en alguien en quien confiar y con quien expresarse, un compañero, un coach y además comparte lo que sabes, ¡trabaja para ayudarles a crecer!

Innova

Sal de tu zona de confort y permite que las personas de tu grupo también lo hagan. Deja que realicen tareas retadoras e interesantes con la libertad de hacer más allá de lo que les mandas, para que se genere la innovación en los procesos, en las formas de pensar y en la creación. Si no lo haces fomentas la dependencia y entonces, ¿de qué vale tener gente talentosa? ¡Déjalos brillar!, solo muestrales el camino para llegar alto.

Ten una actitud positiva

Sabemos que el mundo no es perfecto, pero eso no te impide centrarte en la gratitud y la automotivación que nacen de la pasión y el entusiasmo. El optimismo, real y ajustado a las circunstancias, es contagioso y produce un agradable ambiente laboral orientado a los logros.

Enfócate en el alto rendimiento

Busca siempre inspirar al grupo a completar sus tareas con un alto nivel de rendimiento que se encuentre orientado a conseguir resultados excepcionales, que los hagan destacarse de los demás y transfórmate en una fuente de feedback constructivo.

Usa un lenguaje corporal de liderazgo

Es importante insistir de nuevo que no se trata de autoritarismo, sino de mantener una postura erguida, frontal y estable, con tus manos siempre visibles, adoptar gestos de simpatía con firmeza y mantener la mirada fija, serena y generosa.

Prepárate

¿Sabes que diferencia al sabio del necio? No es lo que saben, sino su actitud frente a el conocimiento y quienes quieren conocer, lo conocido y los que piensan diferente, y lo desconocido y quienes lo practican. No seas un líder necio que solo ejerce poder ante la autoridad represiva. La investigación es la clave para la expansión de tu conocimiento, la experiencia convierte las hipótesis en realidades y el sabio sabe que el tiempo y las energías invertidas en conocer son siempre ganancia. Además, ser práctico no es contrario a ser sabio, porque para ser práctico es necesario conocer el panorama y las opciones, y eso se logra con la sabiduría.

Forma

La formación de tu equipo es una responsabilidad enorme del líder inspirador; se trata de transferir conocimientos que ya tengas acumulados por tu experiencia y que faciliten el trabajo y por ende la consecución de los objetivos. Es el legado que el líder dejará en cada miembro del equipo e inicia con su ejemplo de gestión.

Estimula la creatividad

Todos tenemos el don de la creatividad, quién no la tiene en realidad está reprimiéndola por problemas de la infancia. La creatividad puede ser estimulada y potenciada, porque no es estática, busca o construye espacios para que tú y tu grupo de trabajo fomenten su creatividad, como una pequeña adición a un campo de conocimientos.

Fecha de publicación: 28.09.2019

Radikal Agency: Agencia de Growth Marketing en Latinoamérica | Growth Marketing Agency in USA